lunes, 26 de diciembre de 2011

Una lección más

Por las casualidades de la vida... o más bien por sus cuasilidades me encontré con una gran propuesta en educación popular, con el trabajo de Julio Salgado Moya... Donde se me develaron algunas caras de la educación, quizás un poco tarde para mí ahora que ya no estoy matriculada en un centro universitario, que contradicción y una gran bendición para mis alumnos porque siempre pensé que cuando mis profesores me preguntaban siempre debía aproximarme a la respuesta correcta o lo más exacta en ello. Pero ahora con el book en mis manos de Una Propuesta Participativa para el Trabajo Pedagógico, echo por tierra esta falsa hipótesis y descubro que las preguntas en la educación son para provocar un dialogo donde lo menos importante es si se está bien o mucho peor no se trata de comprobar que el alumno conoce el tema, sino provocar una reflexión y porque no caminar juntos por los hoyos negros de los conocimientos y más aún enseñar a tu educando a partir de sus esferas cognoscitivas y no de las tuyas... Qué gran lección y Que bendición para mis alumnos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario